Deportes

31-37. La dinastía de los Patriots con Belichick y Brady se impuso a los Chiefs

(EFE).- Nada detiene al mejor equipo en la historia de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL), los Patriots de Nueva Inglaterra, que por tercer año consecutivo consiguieron el pase al Super Bowl tras vencer a domicilio, en la prórroga, por 31-37 a los Chiefs de Kansas City en la final del Campeonato de la Conferencia Americana (AFC).
Una victoria dramática pero brillante de nuevo por parte de los Patriots y su mariscal de campo Tom Brady, quien con menos de dos minutos hizo posible la remontada del equipo en la recta final del cuarto periodo y luego consiguió llevarlo a la anotación decisiva en el tiempo de prórroga.
Su gran labor permitió a los Patriots llegar a su undécimo Super Bowl en la historia del equipo, el que va a disputar el próximo 3 de febrero, en el Mercedes-Benz Stadium, de Atlanta, frente a los Rams de Los Angeles, los campeones de la Conferencia Nacional (NFC), que también ganaron a domicilio y en la prórroga por 23-26 a los Saints de Nueva Orleans.
Esta es la primera vez en que ambos partidos de título de conferencia se tienen que decidir en la prórroga y desde el año 2012 no se había dado que los dos equipos visitantes consiguieran el pase al Super Bowl.
Mientras que Brady y el entrenador en jefe de los Patriots, Bill Belichick, juntos buscarán su sexto título de campeones en el Super Bowl, el mayor espectáculo deportivo del año en Estados Unidos.
El duelo entre los Chiefs y los Patriots generó jugadas polémicas, pero la revisión del vídeo no afectó al resultado final del partido y los Patriots jugarán su cuarto Super Bowl en los últimos cinco años, en busca del sexto título en la historia del equipo que los iguale con los mejores de la NFL, los Steelers (6).
Esta vez la dinastía de los Patriots demostró que también sabe ganar fuera, y lo hicieron en el campo del mejor clasificado de la AFC, los Chiefs, a quienes en la primera parte silenciaron con un parcial de 0-14, y mantuvieron bajo control al joven mariscal de campo Patrick Mahomes, el gran candidato al premio de Jugador Más Valioso (MVP) de la temporada regular.
Luego, con la remontada de los Chiefs en la segunda parte después de estar abajo en el marcador 7-17 y ponerse por delante dos veces, en los momentos decisivos, cuando ambos equipos se intercambiaron anotaciones brillantes y rápidas, la figura de Brady fue la que se impuso en la fría noche que se registraba en el Estadio Arrowhead.
El silencio llegó para los miles de espectadores que llenaron sus gradas cuando vieron como el corredor Rex Burkhead con un acarreo de dos yardas sentenciaba la victoria de los Patriots, después de una posesión de balón de 4 minutos y 52 segundos jugados de la prórroga.
Antes que se pudiese dar esa acción ganadora de Burkhead, el gran héroe de los Patriots fue Matthew Slater, quien fue el encargado de elegir que cara de la moneda prefería antes de que el árbitro principal la tirase al aire para decidir la primera posesión del balón en la prórroga.
Los Chiefs, que tuvieron la ofensiva de mayor puntuación de la NFL en la temporada regular y venían de un cuarto periodo de 24 puntos, nunca tuvieron la oportunidad de tener el balón en la prórroga porque la moneda favoreció a los Patriots y con Brady al frente sólo pudieron ver desde el banquillo como les alejaba del Super Bowl, que hubiese sido el tercero.
El equipo de Kansas City hizo el viaje al Super Bowl en el primer campeonato que se celebró, el 15 de enero de 1967, contra los Packers de Green Bay y que perdió por 10-35, mientras que en 1970 volvió en busca del trofeo Vince Lombardi y lo ganó al imponerse 23-7 ante los Vikings de Minnesota.
Brady, que se convertirá en el mariscal de campo más veterano que dispute un Super Bowl, completó 30 de 46 envíos para 348 yardas con un pase de anotación y dos envíos interceptados, que al final no le costaron a su equipo la derrota.
El único pase de anotación que hizo se lo dio al receptor abierto Phillip Dorsett con un envío de 29 yardas en el segundo cuarto bueno para anotación.
“Completamos algunas jugadas decisivas en los momentos clave del partido que nos abrieron el camino al gran triunfo”, declaró Brady. “Demostramos en el campo que nos ganamos el título a base de nuestro esfuerzo, el de todos los compañeros, porque conseguir este tipo de trofeo no te no regala nadie”.
Mientras que los Chiefs perdieron con Mahomes, que completó 16 de 31 pases para 295 yardas y tres envíos de anotación, que confirmaron su condición de claro favorito al premio de MVP.
A pesar de la eliminación y de no poder estar en su primer Super Bowl, a Mahomes, de 23 años, cuando concluya la próxima temporada, le esperará sobre la mesa una extensión de contrato de 200 millones de dólares, algo que hasta ahora no ha recibido ningún jugador de la NFL.
Sonia Salazar

Comments

comments

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

To Top